Verano récord de turistas extranjeros en España… ¿y qué?

blogtur xavier canalis¿Qué mensajes está recibiendo la sociedad española sobre la evolución del turismo en 2013? Básicamente dos: que la temporada turística está siendo “muy positiva”, según dijo Mariano Rajoy al Rey, y que España registrará en 2013 un récord en turistas internacionales, tal como afirmó el ministro José Manuel Soria. Sin embargo, corremos el riesgo de que las buenas cifras del verano no dejen vernos el bosque.

Y es que, según recuerda el Instituto de Estudios Turísticos (IET) en su informe anual correspondiente a 2012, “la mayor afluencia de turistas durante la época estival, en los meses de julio a septiembre, es un rasgo que caracteriza a España como destino turístico”.

Sin embargo, añade el IET, el índice de estacionalidad correspondiente a los turistas extranjeros muestra una “tendencia creciente” en los últimos años.

De hecho, el 39,5% de los viajes de ocio realizados por los turistas extranjeros tuvieron lugar entre los meses de julio y septiembre, según los datos del IET.

Pero ese porcentaje es la media. En algunos destinos la estacionalidad es mucho más marcada. Por ejemplo, Baleares recibe el grueso de sus visitas, el 52,5%, en los meses veraniegos.

Y a más estacionalidad, más repercusión negativa sobre el empleo turístico. Por ejemplo, en Mallorca, los cierres de hoteles durante la temporada de invierno 2012-2013 alcanzaron al 66% de la planta hotelera de la isla, siendo el nivel más alto en muchos años.

Otras comunidades donde la estacionalidad está muy marcada son Cataluña y la Comunidad Valenciana, apunta el IET.

Gráfico: IET. Click para ampliar imagen.

Problema crónico

Las dificultades para atraer turistas a España fuera de temporada alta a los destinos de costa es un debate recurrente. Ver el tema de portada de HOSTELTUR ¿Qué hacen los destinos ni-ni para dejar de serlo?

Sobre todo en Baleares y las Canarias, la falta de conectividad aérea y el empeoramiento de la estacionalidad son problemas que se retroalimentan, por lo que resulta casi imposible cortar este pez que se muerde la cola… A menos que se lleve a cabo algún plan a gran escala donde participen sector público y privado.

La Federación Empresarial Hotelera de Mallorca (FEHM) ya mostró su malestar el pasado 22 de julio cuando se reunió con el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria

Así, según expuso Aurelio Vázquez, presidente de dicha federación, es necesario “mejorar la oferta para la regeneración turística, la bajada del IVA, rematar los flecos de la reforma laboral, un plan para resolver los problemas de conectividad aérea y desarrollar productos que permitan la desestacionalización”.

El hecho de que los hoteleros baleares mostrasen “indignación y descontento” en su reunión con el ministro José Manuel Soria es muy significativo.

Y es que a pesar del “récord de turistas” y de otras lecturas triunfalistas, la rentabilidad socio-económica del sector (en términos de empleo turístico, ingresos, pernoctaciones, etc) no se puede evaluar sólo por los resultados de tres meses, por muy buenos que sean. El sector sabe que tras un exitoso verano, los inviernos son cada vez más duros.